Mujer demanda a línea de crucero tras argumentar que fue brutalmente violada

Feb 28, 2017

By CHABELI HERRERA via El Nuevo Herald

Para la ávida fanática de los cruceros, los pequeños barcos de la compañía SeaDream Yacht Club, formaban una parte importante de lo atractivo que resultaba el viaje.

La pasajera de Carolina del Norte sabía que probablemente muchos de los 112 pasajeros y 95 miembros de la tripulación del barco le serían familiares, entre ellos un camarero portugués, a quien había conocido en viajes anteriores y que se sumaría al crucero en Dubrovnik, Croacia el mismo día que ella.

Sin embargo, una noche de mucho oleaje en el Mar Adriático, de las siete que debía durar el viaje, la familiaridad y la intimidad del barco tomaría un giro inesperado para la mujer de 46 años.

En una demanda que presentó el jueves en una corte de distrito de Miami, la mujer que decidió no decir su nombre, argumentó que esa noche el camarero la violó “brutalmente”, tanto de forma vaginal, como anal y oral. La mujer afirma que la tripulación del SeaDream actuó negligentemente.

La noche del presunto ataque sexual, 24 de junio de 2015, dijo la mujer en una entrevista, ella se tomó su habitual píldora para dormir, un medicamento que llevaba cuatro años tomando, junto a una pastilla para el mareo que le dio un empleado.

Fue entonces que se dirigió hacia el bar, donde trabajaba el camarero, acompañada por una amiga que hacía el viaje con ella.

El camarero, a quien las dos conocían bien de otros viajes en la misma línea marítima, le dio un vaso de agua para que se tomara la píldora, una bebida de ginger para aliviarle las náuseas y un vaso de vino.

Aquí es donde la memoria se le confunde, dijo, probablemente debido a la combinación de pastillas.

En medio de la pérdida del conocimiento, la mujer recuerda dos cosas: que su amiga la dejó con el camarero, que prometió que la llevaría hasta su camarote, y que el hombre la violó detrás del bar.

El camarero, dijo, cerró las cortinas que rodean el bar y la atacó a la fuerza.

“Me violó por todas partes y yo lloraba y le preguntaba por qué me lo hacía”, dijo la mujer en una entrevista telefónica que programó su abogado.

La mujer regresó a su camarote donde durante casi todo el viaje al tiempo que trataba de soportar lo que le había ocurrido, según dijo.

Cuando el barco se acercaba a su destino en Venecia, Italia, la mujer decidió llamar al médico del barco, que no pudo realizar un examen a fondo, ya que en el barco no había un botiquín de primeros auxilios para una violación, dijo. El capitán no fue a verla cuando lo llamó.

Lo que el capitán hizo, fue preguntarle a su amiga cuando desembarcaban, si ella pensaba demandar a SeaDream, dijo la mujer en la entrevista.

Por el momento, SeaDream declinó hacer comentarios sobre la historia, tras argumentar que se trata de un litigio pendiente.

De acuerdo con la demanda, la mujer ha estado sumamente afectada por la violación de la que fue víctima, según afirma.

En la demanda, la mujer le pide $25 millones en daños y perjuicios a la línea de crucero, que dice no le asegura un ambiente seguro a los pasajeros.